Noticias Diario Bucaramanga

Avianca centenaria /Brújula/ Francisco Miranda | Opinión


No todos los días una empresa alcanza los 100 años de operaciones ininterrumpidas. Y mucho menos una compañía como Avianca, con una relación tan cercana con todos los colombianos y considerada la aerolínea insignia del país.

Un día como ayer, 5 de diciembre, hace un siglo, un grupo de empresarios colombianos y alemanes crearon la Sociedad Colombo-Alemana de Transportes Aéreos, Scadta. Esa fundación sería un hito no sólo para la aviación comercial latinoamericana, sino mundial: Avianca es hoy la segunda aerolínea en operación más antigua del mundo.

La historia de esos 100 años de operaciones se ha escrito de la mano de cambios tecnológicos, del crecimiento y consolidación del transporte aéreo en el país, y ha reflejado las transformaciones corporativas y operativas de un sector dinámico como el de la aviación.

Desde su primer vuelo de 700 kilómetros entre Barranquilla y Puerto Berrío, y con sus seis aviones Junkers F13, Avianca ha sido protagonista de primera mano durante este siglo de aviación comercial en Colombia. Le aportó al desarrollo e introducción de infraestructura aérea para el país, así como la llegada del Jumbo B747 en 1976, entre otros momentos históricos.

El sueño de unos pioneros en Barranquilla -que incluye al capitán Ernesto Cortissoz, primer presidente de Avianca y en cuyo honor está bautizado el aeropuerto de La Arenosa- se ha convertido en una aerolínea emblemática que vuela por los aires latinoamericanos y hasta 27 países.

Los 100 años de Avianca no han estado exentos de dificultades operativas y financieras prácticamente desde su nacimiento. La empresa estuvo al borde de la quiebra y pudo recuperarse y expandirse.

Sin importar la realidad accionaria, Avianca seguirá siendo considerada por los colombianos como la aerolínea bandera de nuestro país. Por eso, es clave que el actual proceso de restructuración sea todo un éxito.

Your email address will not be published.