Noticias Diario Bucaramanga

Compasión | El Nuevo Liberal


12:17 pm 28-marzo

GISELLE DELGADO

giseladelgadotejada@gmail.com

En estos momentos el sentimiento que más aflora en todo el mundo es el sentimiento de la compasión. Quizás este se ausenta cuando vivimos tiempos de gloria; pero regresa en momentos hostiles como los que actualmente vivimos. Y será esta la única arma que de ahora en adelante tenemos que esgrimir.      La falacia de la pandemia podría ser una trampa para asaltarnos en nuestra buena fe. Para decir esto me baso en dos Aspectos epidemiológicos: Lo primero. Es posible que muchas personas si nos hiciéramos la prueba el coronavirus podríamos dar positivo. Sería preciso entonces que los encargados de la epidemiología, podrían hacer un testeo, que significa hacer al menos cien pruebas al azar; lo que confirmaría que muchos podríamos ser positivos a esta prueba. Lo segundo: en épocas de invierno en algunos países mueren por influenza centenares de niños y ancianos, lo que sucede en países donde hay estaciones. Estos pacientes fallecen por una neumonía ocasionada por el virus de influenza.

Entonces mi pregunta sería a los epidemiólogos si la prueba que están haciendo, para dar como positiva la infección puede asegurar que todo aquel que fallece tiene como causal el coronavirus. En ultimas si hay una relación exacta entre causa y efecto o sea la infección de coronavirus relacionada con las muertes. ¿Quisiera conocer si el Cauca ya tiene adelantado algo de este estudio epidemiológico y por supuesto si en Colombia lo hay?

En columnas anteriores, hice dos planteamientos, uno de ellos estaba relacionado con la influencia de algunas potencias y la decisión de frenar la primavera latinoamericana. A propósito de eso recibí un correo de un grupo de investigadores sobre el coronavirus y al día de hoy; sin caer en la irresponsabilidad de negar la presencia de este germen, no me cabe la duda de que los tiempos que pueden llegar, a futuro pueden ser devastadores. He escuchado a muchos líderes en Colombia pero me ha llamado la atención que alguien como Petro en su agudeza mental o por su excesiva prudencia no conciba, que se esté ambientando el espacio para una posible invasión a Venezuela. Y entonces me pregunto: ¿Cómo estaríamos los Colombianos después de muchos días de aislamiento, atafagados por la ausencia de recursos, los hospitales saturados e insuficientes y la hombruna que ya no sería en un solo sector, sino una hambruna generalizada. Quiere decir que sería un caldo de cultivo para encontrar a los colombianos enfermos y diezmados frente a un ataque militar. Y digo, colombianos porque el mismo señor Trump hace énfasis en la complicidad entre maduro y la guerrilla. Como diríamos están preparando el terreno. Lo único que nos salva es que los dirigentes del país no excluyan esta posibilidad que podría cogernos con los pantalones abajo. Por eso este es el momento de la verdadera compasión, de la solidaridad, de la responsabilidad estatal. Y que no nos encuentren distraídos y absortos en la falacia creada.

loading…

Your email address will not be published.