Noticias Diario Bucaramanga

En Corinto no hay garantías de seguridad para desconexiones de la CEO


07:25 pm 02-julio

En el municipio de Miranda se realizaron las socializaciones con las comunidades y las intervenciones en zonas de cultivos de marihuana comienzan esta semana.

Las acciones de los operarios de la CEO, están dirigidas a puntos específicos ubicados en los municipios de Corinto, Miranda, Caloto y Toribío, donde iniciaron la semana pasada. / Foto suministrada-El Nuevo Liberal

La Compañía Energética de Occidente entregó un informe del inicio de los cortes de energía en los municipios nortecaucanos donde hay conexiones irregulares por los invernaderos de marihuana.

Como se recordará esta situación se originó luego que la Fiscalía General de la Nación tomó esta decisión por el hurto de energía. En las últimas semanas se hicieron reuniones con las autoridades y la Compañía Energética de Occidente que a su vez efectuó las socializaciones con líderes, alcaldías y fuerza pública, al terminar la semana anterior inició los trabajos de desconexión en sectores que se sirven irregularmente del servicio público de energía en la zona norte del Cauca.

La CEO informó que se realizaron todos los procesos de socialización en las áreas rurales de los municipios de Toribío, Corinto, Caloto y Miranda. Por ejemplo, en el municipio de Toribío, se iniciaron los trabajos el jueves pasado y el balance de la semana cerró con el desmonte de siete transformadores de distribución con potencias 25 y 50 KVA, que eran utilizados para alimentar invernaderos y secaderos de cultivos ilícitos. Se identificaron y destruyeron tres tramos de 300 metros de red de media tensión de 13.200 voltios construidos por la comunidad sin autorización de CEO.

“La comunidad indígena con la guardia, los gobernadores indígenas, Alcaldía municipal y en general la población rural del municipio de Toribío apoyó los trabajos de los operarios de CEO. La guardia indígena hizo acompañamiento mientras se realizaban las actividades técnicas. Además se destaca que con ayuda de la comunidad se identificó la ubicación de más conexiones irregulares”, aseguró la Compañía.

En el municipio de Miranda se realizaron las socializaciones con la presencia de varias comunidades las cuales ofrecen su apoyo para que el personal de CEO ingrese sin restricciones, las labores de desconexión se realizarán esta semana.

Mientras tanto, las reuniones en Corinto se realizaron sin novedad, la comunidad entendió la situación, sin embargo, “no hay acompañamiento para que los operarios realicen las desconexiones y no hay garantías de seguridad. Además la comunidad no permite la presencia de la fuerza pública lo que dificulta que CEO envíe personal para realizar los trabajos en esa localidad”, indicó la empresa.

Agregó que en este municipio es preocupante la situación de la infraestructura eléctrica, porque se están superando los límites de capacidad de los circuitos, que se reflejan en interrupciones del servicio como consecuencia de la sobrecarga de los mismos, producto del crecimiento desmedido de conexiones irregulares para los cultivos.

Según se pudo evidenciar, organizaciones ilegales vienen utilizando de manera ilícita la energía eléctrica que está destinada a atender las necesidades de los pobladores y el comercio legal.

Informe de la Fiscalía

De acuerdo con la Fiscalía General de la Nación, el uso ilícito del servicio público ha favorecido los referidos cultivos, pues les permite a actores ilegales acelerar el crecimiento de las plantas, generando mayores ingresos para la organización que se lucra de su comercialización.

“El material probatorio recaudado permitió identificar con claridad 32 puntos en 18 veredas del departamento en donde están localizados los sembradíos”, indicó el ente acusador.

Las acciones están dirigidas a puntos específicos ubicados en los municipios de Corinto, Miranda, Caloto y Toribío; específicamente en las veredas Chicarronal, La Cristalina, La Playa, Media Naranja, Las Cruces, San Pedro, Corinto, La Cima, Buenavista, Santa Elena, La Granja, La Susana, Loma de Paja, La Tolda, Buena Vista, El Palo, Huasano, La Palma y Cristalina.

A pesar de que esta acción -aclara la entidad- no es una orden judicial, ni permite la imposición de sanciones; los operativos han contado con el respaldo de diferentes comunidades y las autoridades locales, incluidas las indígenas que han garantizado el ingreso de los expertos a los sitios previamente identificados para realizar los cortes de energía.

Según los reportes oficiales, en el Cauca actualmente existen 233 hectáreas de marihuana sembradas que se han convertido en un dolor de cabeza para los habitantes de esta región del país.

Your email address will not be published.